Refugios para prados

Construcción Visto: 26861

Los refugios o cobertizos para los prados están tomando un enorme auge seguramente por las ventajas que ofrecen frente a la estabulación en boxes, que podemos resumir en dos bloques : económicas: menor coste de instalación, de atención a los animales y mano de obra. Y, de salud para el animal : buena ventilación, libertad, mayor facilidad para el ejercicio, más sociabilidad y mejor salud mental. Las desventajas de los refugios son que los animales tienen el pelo más largo, permanecen sucios, posiblemente con parásitos y que detectaremos más tarde una posible lesión o enfermedad.

El caballo es un animal que puede vivir perfectamente a la intemperie y únicamente habrá que protegerlo de climas extremos. El excesivo calor, acompañado de moscas y otros insectos; o las lluvias frías y los vientos fuertes, incomodan y pueden ser lesivos para los caballos. Los refugios son una buena solución. Un refugio para prado debe tener unas características estructurales y una dimensiones que respondan a su razón de ser: servir de abrigo a los animales; no ser un mero cobertizo o techado.

Lo normal es construir refugios totalmente abiertos por la parte frontal, aunque también pueden hacerse con parte del frontal cerrado, con el fin de lograr un mayor abrigo frente a un clima extremo. Que esté totalmente abierto facilita la vida de los distintos animales y su escape ante vecinos coceadores o dominantes. Lo lógico es situar la trasera hacia el punto cardinal de donde proceden los vientos más fríos, generalmente el norte, es decir, espalda al norte.

El tamaño del cobertizo variará en razón a los animales que puedan refugiarse dentro del mismo, orientativamente diremos que una longitud de 6ms, fondo de 3,5ms y altura mínima de 2,5ms es lo más habitual para 3-4 animales. La cubierta, si es de chapa, es conveniente que lleve aislamiento (chapa sándwich) porque el ruido o repiqueteo de la lluvia sobre la chapa, podría hacer que los animales no entraran, lo que haría inútil la inversión. Es aconsejable instalarlos en una zona elevada, para que no entre el agua y muy útil hacerlo sobre una solera de hormigón; para evitar corrimientos de tierras, que no se convierta en un fangal maloliente e insalubre y, para facilitar su limpieza.

Refugio para prado LGLUPA suministra refugios para prados de varios proveedores, todos de calidad contrastada, con diferentes dimensiones y posibilidades, pero con diferencias constructivas.

Los refugios que denominamos genéricamente LG son un modelo económico en presentación kit, para poder ser instalado por el cliente con unas instrucciones. Estos refugios son modulares, se pueden añadir módulos hasta conseguir la longitud deseada y tienen dos posibilidades en cuanto al fondo o profundidad : 3,18ms y 4,18ms. Elegida la profundidad que queremos y combinando los distintos módulos podemos obtener la longitud necesaria. Se trata de refugios con excelente relación calidad-precio, con postes metálicos galvanizados de 90x90mm y 3mm de espesor, provistos de pletinas para su fijación al suelo. El revestimiento exterior elegido por Lupa es de tablas de madera Douglas de 32mm de espesor (también posible en 19mm para otro ganado y 42mm machihembradas si se quiere más sólido), tratadas en autoclave clase III. Cubierta metálica en forma de teja en color Burdeos o gris antracita, con revestimiento anti-condensación y pendiente a un agua. El refugio incluye toda la tornillería para su montaje.

Refugio para prado GHEl segundo tipo de refugio G+H es de mayor calidad y variedad de opciones. Son una variante de los boxes exteriores, en los que suprimimos la parte frontal. Son fáciles de instalar, simplemente precisan de una base de hormigón donde fijar los armazones de acero galvanizado y la estructura de cubierta superior, pero es aconsejable solicitar mano de obra especializada si no se cuenta con la herramienta profesional necesaria para una correcta instalación. Como los boxes exteriores, pueden suministrarse con lamas de plástico reciclado y perfiles anti-dilatación o, en madera tropical.

Finalmente, llamamos su atención sobre dos tipos de refugios muy prácticos, pero que solo se comercializan en las dimensiones concretas que se ofrecen : el refugio móvil sobre skis, de 3 x 3,5ms, en forma de kit para ser instalado por el cliente y que está construido sobre una base que permite su deslizamiento para cambiarlo de lugar y, el refugio doble con henil, con un diseño, en el que los caballos podrán estar al abrigo de las inclemencias del tiempo, con acceso al heno y además éste se mantendrá en perfectas condiciones, sin mojarse, ni ser pisoteado y mezclado con el barro.

Si desea ampliar información sobre los distintos modelos y posibilidades o conocer los precios base de las dimensiones más demandadas, puede obtenerla en el siguiente enlace : Refugios para prados.

Para mayor información o pedir presupuesto, por favor, contáctenos.

Refugio para caballos en prado sobre skies para facilitar su traslado a través del prado.Refugio para prado doble con henil para mantener el heno seco

Imprimir